Pizza de cecina - La Tienda Online de León
En esta web utilizamos cookies de carácter propio. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
ACEPTAR

La Tienda Online de León

La Tienda Online de León

flecha de accesoEmbutidos
flecha de accesoCarnicería
flecha de accesoQuesos
flecha de accesoCerveza Artesana
flecha de accesoVinos
flecha de accesoBebidas
flecha de accesoLácteos
flecha de accesoDulces
flecha de accesoConservas
flecha de accesoLegumbres

Pizza de cecina

Pizza de cecina

Ingredientes:

  • 1kg de harina de fuerza
  • 1/2 litro de agua templada
  • 25gr de sal
  • 50ml de aceite de oliva
  • 25gr de levadura fresca
  • Tomate natural triturado
  • Mozzarella (A gusto)
  • Oregano
  • Un par de lonchas de cecina de León bien fresca

 

Para hacer la base:

Dependiendo del tamaño que queramos nuestra pizza pueden salirnos más o menos bases. 

En un bol grande echamos la harina, dejando aparte unas 4 cucharadas para engordarla luego. Hacemos un hueco en el medio, y ahí echaremos la levadura diluida en el agua y con ayuda de una cuchara, vamos mezclando de dentro a fuera. A continuación vienen la sal y el aceite y se sigue removiendo hasta que quede pegajosa pero firme. Lo siguiente es espolvorear harina en una encimera y trabajar la masa. (Esto le encanta a los más peques) hay que trabajarla durante unos 10 minutines echando harina hasta que no se nos pegue a las manos. A partir de ahí queda elástica y se trabaja mejor. Cuando veamos que ya tiene una textura elástica y firme la hacemos una bolina y la metemos en el cuenco y la tapamos con una rodilla o paño (Como para los churros) y la dejamos reposar tres cuartos de hora.

Ahora hay dos opciones. Si queremos dejar echas bases para más adelante (Aguantan muy bien en el congelador) O hacerla directamente fresca. Mi consejo es comprar un molde metálico y "quemarlo" en el horno. Así tendremos una medida para todos las bases. 

Si se hace para tener para más tiempo, untamos el molde con aceite y colocamos la masa en él y vamos extendiéndola con las manos hacia los bordes. (Lo de darle vueltas en el aire a la masa es mejor dejárselo a los profesionales) Una vez extendida en el molde, se le echa una cucharada rasa de tomate natural triturado y extenderla con la misma cuchara. Echo esto las metemos en el horno a 180/200º durante 5 o 10 minutos si nos gusta más o menos tostada.

También podemos ir al grano y verter el tomate sobre la masa fresca, extenderlo, espolvorear con orégano al gusto y ponerle tanta mozzarella como nos guste (Esto se hace también en las bases ya horneadas) 
Introducimos nuestra pizza (Aún sin terminar) En el horno precalentado a 180/200º (Solo por arriba si ya está la masa horneada de antes y por arriba y abajo si es fresca) La dejamos unos 5 minutos, y la sacamos cuando veamos que el queso empieza a fundirse, que apenas le falten 1 o 2 minutines y colocamos las lonchas de cecina (más o menos grandes) y un chorrín de aceite de oliva por encima y volvemos a meter en el horno, sacándola tras 2 minutos como mucho.

Es importante no poner la cecina hasta casi el final para evitar que esta queda reseca, apenas necesita un golpe de calor.

 

Servimos y ¡A comer!
 

(Agradecimiento a Nadia Gonzalez por pasarnos la receta)

Desarrollado por S3P Tecnológicos Aplicados